Menorca

3 lugares imprescindibles para tus vacaciones familiares en Menorca

Si subes a lo alto de Monte Toro ves toda Menorca. Rodeada por mar, su costa, el campo con sus muros de piedra, los pueblos,... A pesar de sus reducidas dimensiones es una isla rica en paisajes que te sugieren muchas y diferentes actividades. Si vienes de vacaciones y quieres conocer Menorca hay 3 lugares que tienes que visitar con tu familia. ¿Preparado para ir de excursion?

 

1.- Caminos y playas en la naturaleza de Menorca

Playas familiares en Menorca (Baleares)

No en vano la isla es una de las Reservas de la Biosfera que hay en el mundo y lo demuestra conservando con mimo su entorno natural. Si quieres visitar un lugar que reúne todas las condiciones para que percibas la belleza de la naturaleza y la disfrutes con tu familia, ven a Es Grau.

Desde el Royal Son Bou Family Club te recomendamos una excursión divertida y emocionante en la que los niños se lo pasarán muy bien.

El Parque Natural de la Albufera de Es Grau está muy cerca de Mahón y prevé 3 itinerarios diferentes para conocer la laguna, la fauna y la flora. Si te decides por el primero verás La Gola, allí donde se unen el agua dulce de la albufera y la salada del mar.

Pasando el puente de piedra caminas por una pasarela de madera hasta llegar al mirador donde te sorprenderá la amplitud de la laguna y la diversidad de aves acuáticas y otros animales que viven allí. Desde curiosos patos de colores y cormoranes hasta pequeños galápagos que se zambullen en el agua y nadan entre grandes peces.

También desde lo alto verás una especie de pequeñas piscinas en la albufera. Es un sistema tradicional de pesca. Son corrales construidos con piedras bien encajadas unas con otras sin ningún elemento que las una.

Bajando del mirador el camino se convierte en un paseo muy entretenido y agradable. Entre la sombra de los árboles que bordean el sendero seguro que encuentras alguna tortuga de tierra. Y pronto la arena comienza a cubrir el suelo. Estás llegando a las dunas de la playa de Es Grau.

Sin duda esta es la mejor playa para familias que tiene Menorca. Arena suave y un mar tranquilo y poco profundo. Puedes alquilar un patín de pedales y recorrer la bahía con tu familia. Para los niños será una aventura navegar como piratas acercándose a la Isla den Colom que está enfrente de la bahía.

Es Grau es un pequeño pueblo de pescadores donde encontrarás restaurantes para degustar la gastronomía de la isla al borde del mar.

2.- Piedras que esconden los secretos de la historia de Menorca

Menorca Talaiótica (Baleares)

La isla es un gran museo al aire libre. Tiene más de 1500 yacimientos prehistóricos con algunos monumentos, como las “taulas”, que son únicas en el mundo. Cada año, arqueólogos de universidades internacionales visitan Menorca y participan en excavaciones para contar cómo vivían y se organizaban los antiguos pobladores de Menorca.

Por ellos sabemos que vivían en grandes comunidades, que tenían animales, que trabajaban la tierra, molían los granos entre piedras y los secaban al sol. Que recogían el agua de la lluvia y que hicieron de las cuevas y las navetas lugares funerarios para honrar a sus muertos.

Desde el Royal Son Bou Family Club te recomendamos visitar el poblado de Talatí de Dalt, a 4 km de Mahón por la carretera general. El desvío está bien señalizado y el poblado muy cuidado, en un hermoso entorno natural.

Hace unos 3000 años, el centenar de habitantes de Talatí de Dalt construyó uno de los talayots más altos que hay en Menorca. Desde allí arriba se pueden ver los de Torelló y Cornia Nou, quizás entonces los usaban para mantenerse conectados entre ellos.

El recinto de taula está muy bien conservado. Se cree que lo utilizaban para rituales religiosos. La taula está apoyada en una pilastra de piedra y es uno de los monumentos más fotografiados de la isla.

Visita las cuevas y los restos de viviendas en las que también había talleres donde confeccionaban utensilios de piedra. La historia de este poblado está muy bien explicada en el folleto que te dan a la entrada y en los paneles explicativos.

Desde abril a octubre se abre todos los días a las 10 de la mañana hasta que se va el sol. La entrada cuesta 4€ y para los menores de 8 años es gratuita. El resto el año a entrada es libre.

3.- Diversión y variedad en los mercados artesanales de Menorca

Mercados artesanales en Menorca

Cuando visitas los mercados artesanales de la isla descubres el arte de la bisutería y del calzado de la isla. Modernas piezas elaboradas a mano que te permitirán llevarte regalos especiales. Plata y piedras de colores engarzadas en joyas de diseño y las típicas sandalias menorquinas, las abarcas, que han enamorado a las marcas internacionales más prestigiosas.

Pero un mercado artesanal es algo más. En algunos de ellos conocerás y podrás degustar algunos de los productos típicos de la isla como el queso de Menorca en todas sus variedades y los sabrosos embutidos: sobrasada, carnixua o camot. ¿Aún no los has probado?

Se celebran en todos los pueblos de Menorca durante la temporada veraniega y llenan las calles de color, animación y música.

Seguro que tus hijos querrán subir al tiovivo ecológico que se instala en el mercado de Mahón los martes, o bailar con las canciones que suenan en el mercado de Alaior que se celebra los miércoles. Y no hay mejor excusa para visitar Ciutadella que ir a ver el mercado de la bajada al puerto.

Fornells se ilumina los sábados por la tarde, al lado del mar, con un atractivo mercado, igual que lo hace Cales Fons, Es Castell, cubriendo las escaleras de toldos de colores y animando el ambiente de esta cala de pescadores.

Si llegas a Menorca con tu familia deseando ir a la playa, nadar en la piscina y disfrutar haciendo actividades al aire libre todos juntos, no te pierdas estas 3 recomendaciones. Son visitas en las que compartirás con tus hijos momentos de nuevas historias, nuevos sabores y nuevas sensaciones alegres y divertidas. ¿Qué lugar te gustaría visitar en tu viaje a Menorca?

Seguir leyendo
Buscando artículos...

Compartir

Recibe ofertas y novedades

He leído y acepto la política de privacidad