Kiko, tu guía turístico

Kiko sube a la montaña más alta de Menorca: Monte Toro

Me voy de excursión a Monte Toro, la montaña más alta de Menorca. Mide 358 metros y, desde la cima, se ve toda la isla. Creo que también veré Mallorca porque hoy hace un día estupendo, claro y sin nubes.

He invitado a Cuqui a acompañarme pero prefiere quedarse en la playa de Son Bou. Dice que “¡el mar está tan bonito hoy!” que se quedará jugando con los patos del torrente.

Subo a Monte Toro en autobús por una carretera que va haciendo eses hasta llegar arriba. ¡Es un espectáculo maravilloso!. Estoy viendo Fornells, Ciutadella, los campos llenos de flores, vacas,.... y el mar azul al fondo.

Menorca como un cuadro lleno de dibujos hechos con piedras

Es la primera vez que veo la isla entera, toda rodeada de agua. ¡Qué pequeñita es Menorca! Las paredes secas forman dibujos en la tierra. Un grupo de personas que están a mi lado no dejan de hacer fotografías y señalar con el dedo todos los pueblos de la isla. ¡Qué bien se ven!

null

Aquí, en la cima, hay una figura de Jesucristo sobre un pedestal muy alto. Justo al lado está el Santuario de la Virgen del Toro.

Un toro furioso no les dejaba subir a la montaña

Hay una leyenda que cuenta que en las faldas de Monte Toro había un convento. Uno de los monjes vio varias noches una luz muy brillante que salía de la cima de la montaña y llegaba hasta ellos.

Decidido a averiguar qué era esa luz, convenció a otros monjes para salir una noche y seguir el sendero luminoso.

De pronto, se encontraron con un toro furioso que no les dejaba pasar. Atemorizados, sacaron los crucifijos que llevaban colgados del cuello y, el toro, al verlos, se amansó y les mostró el camino.

Una cueva llena de luz

Cuado llegaron arriba, el toro les guió hasta una cueva. De allí salía una potente luz. La misma que habían visto los monjes. Allí dentro encontraron la escultura en madera de una virgen con el niño Jesús en sus brazos.

La llevaron a su convento pero … al día siguiente había desaparecido. Subieron a la cima de Monte Toro y allí estaba. Esto pasó varios días seguidos y el prior del convento decidió que tenían que construir un santuario en el monte, en el lugar donde la virgen quería estar.

Y en el siglo XVII, sobre las ruinas de una iglesia gótica, se levantó este santuario que pertenece a la orden franciscana y que acabo de visitar.

null

Menorquines que se fueron a América y a África

Una guía acompaña a un grupo de familias y me he unido a ellos para escuchar la historia de una escultura muy bonita que hay aquí. Es una mujer de piedra blanca que mira al cielo.

La guía turística nos ha contado que es un recuerdo de todos los menorquines que emigraron a otras tierras en busca de una vida mejor. Algunos fueron a Argelia, un país africano, y otros a La Florida, en América.

En el centro de la isla

He entrado en el bar-restaurante para tomar un refresco. Hace mucho calor pero aquí se está fresquito. Me quedo mirando las vistas. ¡Son increíbles!. Estoy pensando que podrían poner un tobogán hasta la bahía de Fornells para deslizarse y caer al mar. Sería muy divertido darse un chapuzón así. Ja ja, creo que tanto sol me está sentando mal.

null

Menorca es bastante plana y Monte Toro destaca por su altura, 358 metros, y por estar situado casi en el centro de la isla. Desde aquí veo el Faro de Cavalleria donde fui de excursión el año pasado y vi una torre de defensa y un antiguo poblado romano.

He comprado algunos recuerdos para mis amigos del Hotel Royal Son Bou Family Club y ya estoy esperando el autobús de regreso. Cuando le cuente a Cuqui todo lo que he visto querrá que volvamos otro día. ¿Quieres acompañarnos?

null

Seguir leyendo
Buscando artículos...

Compartir

Recibe ofertas y novedades

He leído y acepto la política de privacidad